¿A qué niño no le gustan las piruletas? ¿Y las cookies?

Esta receta es muy similar a la de los cubitos de chocolate. De hecho, si os ponéis y estáis animados, podéis hacer las dos a la vez.

 

¿Qué necesitamos?

  • Tabletas de chocolate para derretir
  • Las cookies hechas
  • Palitos de helado o piruleta.

 

 

Tanto esta receta como la que os he comentado arriba están muy bien para aprovechar las últimas cookies que quedan (si es que sobran), porque con trocitos pequeños o migas es suficiente.

 

 

Pasos

  1. Derretir las tabletas de chocolate, yo derretí una de cada para que hubiera variedad. Importante: si las derretís al microondas, en intervalos de 30 segundos, sino se quemará el chocolate. También podéis hacerlo al baño maría, siempre queda mejor.
  2. Remover el chocolate hasta que quede una masa uniforme y, sobre papel vegetal, poner una cucharada de chocolate y hacer la forma redonda, importante que no os paséis de chocolate, si no cuando levantéis la piruleta se romperá.
  3. Toca añadir las cookies, podéis trocearlas o bien si hay cookies pequeñas ponerlas encima, como veis en las fotos hay mil opciones.
  4. Por último, dejar las piruletas 2 horas en la nevera, y ¡listas para devorar!

 

 

Para esta receta usamos el bote de Cookies de avena y chocolate negro

Volver al inicio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *